Las uñas II

Si queremos tener unas uñas sanas, bonitas y cuidadas debemos:
- Alimentarnos correctamente.
- Hidratar las uñas y cutículas todos los días.
- Hidratar las manos todos los días.
- Limar adecuadamente.
- Aplicar una base adecuada a cada tipo de uña.
- Realizar una manicura no agresiva cada 10 días aproximadamente.

Para ello puedes encontrar en nuestra tienda este Rescue System kit, un kit completo que te ayudará a mantener tus uñas cuidadas y sanas

Si realizamos una manicura en salón debemos asegurarnos que estamos en manos totalmente profesionales.
La manicura debe ser apropiada a cada persona.
Las cutículas hay que hidratarlas, empujar y retirar solamente aquellas pieles muertas. Tened cuidado, pueden salir padrastros.
Debemos saber que a través de las uñas por vía sanguínea se pueden contagiar muchas enfermedades, entre ellas el Sida y la Hepatitis.
Es muy fácil realizar un corte con una lima, por lo tanto esa lima debe tirarse a la basura, nunca utilizar con otro cliente.
Por supuesto, la herramienta de acero debe ser esterilizada entre cliente y cliente. Asegúrate, y si tienes dudas le preguntas a la profesional.
La seguridad y la higiene son técnicas de prevención y su aplicación es un factor determinante en la calidad de un servicio.
Muy importante, asegúrate que estás en unas manos expertas y que sobre todo, respeta la uña natural.

Algunos grandes enemigos causantes de varias alteraciones en las uñas son:
El agua, las manicuras agresivas, los golpes, la alimentación desequilibrada, el frío, el calor, el estrés, los detergentes…..

Las uñas son el espejo de tu salud.
Una uña sana es lisa y con un color rosado y transparente.

Algunos problemas más frecuentes:
- Líneas horizontales.
- Líneas verticales
- Uñas blancas.
- Uñas muy gruesas
- Uñas amarillentas y gruesas.
- Variaciones de la lúnula.

Echa un vistazo a las soluciones que MN & STUDIO te ofrece

Deja un comentario